Diciembre 6, 2022

Secretario general de la ONU advierte urgencia de dejar de subvencionar combustibles fósiles

Imagen de Eleconomista.es

Antonio Guterres advirtió respecto de la crisis climática, que “estamos a un paso del abismo y no se puede esperar más”, porque “los gobiernos pueden tener influencia, pero al final son las empresas y la sociedad civil las que cuentan”.

“Los agentes económicos y los sociales son los que van a hacer que ganemos esta guerra” contra el cambio climático, en la que “los gobiernos pueden tener influencia pero al final son las empresas y la sociedad civil las que cuentan”, afirmó Guterres este viernes en Madrid, durante su participación en el panel de alto nivel “Acción climática para una recuperación verde”, organizado por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico de España.

Para el secretario general de la ONU, “hay muchos discursos positivos” sobre la necesidad de cambios en el modelo económico que no se corresponden con la práctica. “Estamos a un paso del abismo y no se puede esperar más”, alerta Guterres, quien recordó que los países en vías de desarrollo “no han declarado sus compromisos nacionales determinados” amparándose en que los países desarrollados no han hecho frente a los suyos.

En este sentido, el máximo representante de la ONU espera que en la próxima reunión ministerial los dos bloques puedan, conjuntamente con Naciones Unidas, acercar posturas.

Según Guterres, la movilización “de miles de millones de dólares” ha de servir para “una recuperación más inclusiva y sostenible”, y recordó que los países pobres reclaman el fondo de 100.000 millones de dólares que los países en desarrollo se comprometieron a entregar para planes de adaptación y mitigación al cambio climático recogidos en el Acuerdo de París.

Preocupación por las negociaciones climáticas

En su opinión, “muchos planes de recuperación que existen aún mantienen más dinero para los combustibles fósiles que para las energías renovables y no están haciendo un esfuerzo por combatir la desigualdad o promover una transición efectiva para una economía verde en el cuadro de una sociedad más igualitaria”.

Además, mostró su preocupación porque “en materia, sobre todo de cambio climático, las negociaciones no están avanzando mucho”, y respecto a la próxima celebración de la COP26 en Glasgow ha apelado a la formación de una “coalición global” para lograr la neutralidad climática en 2050 y que la temperatura no pase de un aumento de 1,5 grados a final de siglo pues, advirtió, “ya estamos en 1,2 grados”.

Eliminación de subvenciones a los combustibles fósiles

También se mostró partidario de eliminar los subsidios a los combustibles fósiles “de forma inteligente” y de que los ingresos a los Estados por la descarbonización “sean devueltos a la sociedad”, y advirtió que en la transición a la economía verde habrá ganadores y perdedores y es necesario compensar las pérdidas con políticas sociales, de formación, de empleo y nuevas políticas de protección social.

Comparte esta noticia