Enseñando de Sustentabilidad: Párvulos de JUNJI siembran en Pachica

La actividad de los niños se inició  con la limpieza de la tierra que sería utilizada para la siembra de semillas de habas.

Aprender sobre el cuidado de la tierra y sus efectos en el cambio climático, una de las lecciones aprendidas por los pequeños de la Junji.

Respetar las tradiciones de la zona como las labores propias de la agricultura en la provincia del Tamarugal, fue parte del propósito de la actividad pedagógica que se desarrolló en el jardín infantil Kantati, ubicado en la localidad de Pachica comuna de Huara.

“Sembrando la tierra”, es el nombre de la iniciativa que fue protagonizada por los niños de esa unidad educativa que es dependiente de la Junta Nacional de Jardines Infantiles , JUNJI, y la que contó además con la participación y asesoría de la educadora de lengua y cultura indígena, ELCI, Sonia Mamani y de la técnica en atención de párvulos, Gladys Choque.

“Esta es una actividad que busca que los párvulos puedan valorar  la agricultura que se desarrolla en Pachica en donde muchos de los apoderados se dedican a ella. Además, se cruza con temáticas del cuidado del medio ambiente, con la alimentación saludable entre otras”, dijo Gladys Choque, encargada del jardín infantil.

Todo lo anterior además, cuenta con el apoyo de a ELCI, Sonia Mamani, quien es la encargada de trabajar con los niños y niñas el saber tradicional, el cual es  incorporarlo al aula parvularia y que tiene por finalidad poner en valor las actividades ligadas a la siembra en este caso, pero que en otras ocasiones se relaciona con  tejidos, música, crianza de animales y tradiciones.

Por su parte el director regional de la JUNJI, Mauricio Prieto explicó que a través de un convenio que se tiene con la Corporación Nacional Indígena, Conadi, se cuenta en la institución con las educadoras de cultura indígenas “quienes potencian a nuestros  equipos  y trabajan en experiencias educativas significativas con los niños donde se revitaliza la cultura y tradiciones, con lo que se fortalece la calidad educativa mediante la pertinencia cultural”, dijo.

La actividad se inició  con la limpieza de la tierra que sería utilizada para la siembra de semillas de habas. Para ello los párvulos portando rastrillos y palas despejaron el terreno sacando la maleza y basura que encontraron, posteriormente prepararon la tierra para finalmente plantar.

“Sembrando la Tierra”, es el nombre de la iniciativa de la JUNJI.
Comparte esta noticia

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *